BLACKJACK: ¿ESTRATEGIA O SUERTE?

Uno de los juegos de cartas más divertidos y con mayor auge en la actualidad es el blackjack, a diferencia de los demás juegos de casino, este es un juego de estrategia y probabilidad. Por tanto, si aprendes un par de trucos y afinas tus habilidades matemáticas seguramente  el juego irá a tu favor , teniendo así más posibilidades de ganar. Si eres principiante puedes comenzar por aprender las estrategias básicas del juego.

El blackjack es muy simple de comprender, te lo explicamos brevemente: si un jugador suma un total de 21 puntos con el valor de sus cartas le gana al crupier. Sin embargo, dejando a un lado la opción de pedir otra carta o plantarse, debes saber cuándo doblar la apuesta, cuándo separar la mano que tengas o cuándo rendir tu mano.

Lo que debes saber de memoria y nunca olvidar 

Toma nota de estos puntos que te van a llevar a ganar la partida, y no dudes en tenerlos a la mano cuando sea tu primer juego de prueba, así puedes ir corrigiendo y puliendo tus estrategias:

  • El valor de las cartas es muy importante: Del 2 al 10 su valor es dicho número, la J, Q o K tienen el valor de 10 y el AS siempre podrá ser usado como 1 u 11 lo que más convenga para tu mano.
  • El objetivo principal es buscar el 21 o lo más cercano, pero jamás rebasar ese número porque en automático quedas fuera de la jugada.
  • Pedir carta: únicamente cuando creas que tu mano es algo baja para alcanzar el número 21.
  • Plantarse: Aca juega la seguridad, la mente o la famosa poker face haciendo creer a los demás jugadores que tienes la mejor mano, aunque pueda que sea una mentira.
  • Doblar una apuesta: duplicas el total del monto de la misma tras recibir las 2 primeras cartas, otro momento del juego donde pones a prueba tu habilidad mental.
  • Separar: esto se hace cuando tienes 2 cartas del mismo valor numérico, por tanto conviene separarlas para crear 2 manos distintas con apuestas diferentes.
  • Si la mano del jugador es igual a la del crupier, termina en empate y se devuelve el monto apostado

Conforme vaya avanzando el juego, podrás saber con mayor exactitud la cantidad de cartas que aún quedan en el mazo de tal forma que puedas tomar la mejor estrategia para tu mano. Por consiguiente, podrás realizar apuestas más grandes sobre manos buenas cuando sepas cuáles son tus probabilidades de ganar.
Seguramente ahora que tienes toda esta  información junta te darán ganas de jugar, y no es para menos. La buena noticia es que sólo es cuestión de que busques un buen casino online o vayas a tu preferido, pongas en práctica tus habilidades aprendidas el día de hoy y comiences a jugar  blackjack ahora, de una forma responsable y cuidando siempre de tu dinero no excediendo tus límites de apuesta ya definidos con anterioridad. Juega en sitios seguros donde el casino cuente con las regulaciones pertinentes para que tu experiencia sea agradable.